miércoles, noviembre 21, 2007

Ya huele a tamales

En Costa Rica hay un plato típico de Navidad que se llama “tamal”. Cada vez que se acerca la época navideña, las cocinas empiezan a oler a ese platillo tan nuestro. Yo, con esta Navidad, voy a cumplir cuatro navidades sin tamalitos. O talvez no, pero eso es un detalle que todavía no comento.

La cosa es que, a fuerza de costumbre, he reemplazado ese olor por otros, como el del jamón recién cortado, el aquavit y el salmón. Confieso que me apasionan estas comidas, pero sigo añorando los tamales de mi madre con una taza de café.

Me gusta la Navidad, aunque aquí ha sido bastante tristecilla por no estar con mis papás, siempre hay un momento en que me pongo llorona, o reflexiva, incluso creo que da la impresión de que la paso mal; no es eso, es que esta fecha en concreto siempre fue de estar juntos, hasta que me vine para España.

Y, aunque me guste como concepto, me pone muy nerviosa y estresada el rollo de regalar. Sé que lo que vale es la intención y bla bla bla, pero eso sólo cuenta con Fernando. Agh. Ahora que lo pienso… queda menos de un mes y ni me había parado a pensar qué regalarle.

En casa de su familia hacen intercambio de regalos y sufro de pensar que, según quién me toque, mis días de Navidad serán un estrés absoluto.

Supongo que sin carreras, regalos de última hora, gastadera de dinero, multitudes agolpadas en las tiendas y este frío, no tendría sentido la festividad.

26 comentarios:

  1. Yo amoooooooooooooo la navidad!!!! Con todo y el estres y la engordada y las lloriqueadas. El clima es perfecto, el aire huele rico, dan buenas peliculas en tele....es divina!!
    Y aunque vos estes lejos, que me imagino es bien dificil, no importa porque los ticos tenemos el olor del tamal programado en la naricita desde que nacemos jeje

    ResponderEliminar
  2. Supongo que debe ser muy difícil el pasar lejos de tu familia fechas como esta, pero piensa que tu hogar también esta aqui, y lo bueno es que vosotros dos podeis hacer las navidades como querais, cogiendo las tradiciones que os gusten y eliminando las que no, hasta conseguir las navidades que quereis. Quizás hasta pueda haber tamales :)

    ResponderEliminar
  3. Uyyy... (huele a viaje??)
    Creo que esta navidad será diferente para ti (pero diferente para bien)
    Con relación a lo de los laberintos, creo que lo bueno es que a pesar de lo dificil sé que de verdad pude encontrar la salida...

    abrazooo desde el fin del mundo

    @

    pd: puedes regalar esos monitos que tu haces!!!

    ResponderEliminar
  4. Para mí los tamales perdieron gracia desde que mami murió. Me da igual si como o no, porque ya no está ella para prepararlos juntas.

    Digo, me siguen sabiendo rico, pero ya dejaron de ser parte de mi navidad. El árbol, eso sí, es infaltable.

    Yo secundo la moción de los broches...sería un buen regalo, dependiendo de quién te toque.

    Pues yo espero que este año si haya tamales para vos, y que los disfrutés mucho mucho!

    Abrazos de osa-navideña ;)

    ResponderEliminar
  5. Yo trabajo en Navidad y Año nuevo desde hace 3 años...por lo que solo quiero pasar un 31 en la noche con mi familia...

    ResponderEliminar
  6. La navidad es lo más lindo, nena, no se me agueve. Es el mes más diferente a todos los demás.
    Hoy me llegó un olor a tamal q siaaa tonto...
    Quiero navidad pero bonita! Este año creo que va a ser un poco rara :( Ahí luego contaré en mi blog.

    Y si te mando un tamal??

    ResponderEliminar
  7. En mi casa solo una vez se intentó hacer tamales... y nunca más! Ahora siempre los compramos o comemos los que hace mi Tia-abuela. La época Navideña me pone un poco sensible, pero la verdad es que la paso bien y la disfruto. Será la primera navidad que pase viviendo sólo con mi hermana y tras de eso creo que me toca trabajar 24 y 31. Recordando que trabajo de noche, eso no suena muy alentador, jua jua! Que emosión si vienes para diciembre!! Sería un honor invitarlos a un tamalito con café ;)!
    Abrazo de oso!!

    ResponderEliminar
  8. la Navidad....es algo tan particular que prefiero escribir de eso un día de estos....por lo pronto espero la pases re bien y no te estresees tanto, que al final en un año vuelve a venir!!!

    y además...

    Ya está la historia colectiva publicada en mi blog!

    ResponderEliminar
  9. VIOLETTA: la engordada es lo peor... LO PEOOOR; con lo que cuesta bajar el peso todo el año!

    CVALDA: lo es, aunque me voy acostumbrando porque hacemos un poco eso, cada año es más "nuestra".

    @LE: no, me quedo en Barcelona, no es eso... y es buena idea lo de los bichitos... :-D

    MURASAKI: entiendo, yo pienso que cuando se muera mi abuelita (toco madera) ya las tortillas palmeadas a mano no serán igual de "emocionantes"... y espero que mi amigo secreto de este año sea divertido y no angustiante!

    HEROE: :-P estás peor que yo, queridísimo... me acordaré de mandarte un abrazote, entonces.

    NATY: rara? mjm... me dejás intrigada! ¡Y un tamaaaal, si se pudiera...!

    PEQUEÑO: en mi casa se hacen cada año con veinte manos ayudando, aunque mi madre es la que orquesta todo y la que arma los tamales. AL final de la tarde viene todavía MAS familia a comerse el primer tamal navideño. Es muy bonito :_) Y no, no voy para Costa Rica, que más quisiera! Pero me sale recaro y sólo tengo 2 semanas de vacaciones de las clases.

    MARIELA: :-) ya la leí... y comenté!

    ResponderEliminar
  10. A mí la Navidad cada vez me gusta menos.Si hago un esfuerzo es por mis hijos.Eso de regalar por regalar,gastar,comer y todo ello en cantidades enormes me cabrea.Además en navidades mi padre enfermó y murió recién terminadas.Ya va a hacer 18 años,pero revivo cada día como los de esa época...Bueno,voy por un cafelito y a pensar en los regalos de mis hijos que son los que me animan.Un beso.Y ya me gustaría probar los tamales.Lo mismo busco receta y los hago,si no son difíciles,claro.

    ResponderEliminar
  11. es difícil eso de regalar, muy difícil (de hecho iba a hacer un post esta semana o la que viene buscando sugerencias de regalos :P

    ResponderEliminar
  12. Me acabas de poner las pilas navideñas... tengo que pensar en los regalos aunq yo creo que el mejor regalo q este año tendremos los dos sera la lentejita.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  13. MMM QUE RICO TAMALES, EN MEXICO TAMBIEN HACEN TAMALES DE TODAS LA VARIEDADES ACOMPAÑADOS DE CHAMPURRADO, AMI ME ENCANTAN LOS QUE HACE MI ABUELITA!
    PERO ESTE AÑO SERA MI PRIMERA NAVIDAD SIN MI FAMILIA Y SERA ALGO DIFERENTE SUPONGO PERO VAMOS A VER QUE PASA, YO AUN NO SIENTO QUE SEA NAVIDAD.

    TE DEJO UN BESO

    ResponderEliminar
  14. Pertenezco a esa minoría que considera que las navidades son fastidiosas... Procuro no quejarme por no amargar a los demás, pero la verdad es que no entiendo cómo, si ni mis padres ni yo nos hablamos con nuestros parientes el resto del año, puede considerarse algo divertido reunirse con ellos y encima agasajarles sólo porque es navidad. Y encima tener que escuhar las quejas de unos y otro en plan "Tu tío tiene un morro; ni siquiera ayuda a recojer la mesa", etc.

    En fin, que vivan las familias bien avenidas U¬¬

    ResponderEliminar
  15. Que rico! Me recordaste los tamalitos de mi abuela, que les echa un pedazón de carne de cerdo espectacular. El año pasado pude hacerlos por primera vez, en casa de mi suegra y fue muy bonito aprender :)
    Los tamales son una vara donde uno puede ver una creatividad increíble, porque hay gente que les echa cada cosa, desde ciruelas hasta huevo duro...
    Me imagino que da cosilla estar lejos de la familia en estas fechas, que la verdad por más que uno diga varas de que que comercial, es bonito estar con la gente que uno quiere. Pero bueno, el amor de los tuyos llega hasta España y ojalá los tamales también!

    ResponderEliminar
  16. Melcocha4:03 a. m.

    Cuando eramos niños mi mama hacia los tamales en el patio de la casa, en una cocina de leña improvisada, y todos metiamos manos para ayudarle. Aunque lo unico que haciamos era estorbar, pero esos recuerdos de diciembre son lo mejor que se viene a mi mente en navidad...junto con un Lego de estacion policial que me regalaron!!!

    ResponderEliminar
  17. Los intercambios a veces producen eso... estrés, y mucho estrés, pero es una época muy bonita...

    Vas a tener que darnos la receta del tamal, será ¿como la hallaca en Venezuela?....

    Saludos y que esta navidad no sea triste...

    ResponderEliminar
  18. Yo justo ayer y antier estuve pensando en si haremos o no tamales este año...

    ¡QUE DELICIA!!! Pero tamales de verdad, muerte a los tamales light!!! jajajaja.

    Si venís, contá con invitación a comerte uno en mi casa, Naty te puede dar fé que medio me la juego en la cocina jajaja.

    Saluditos!

    ResponderEliminar
  19. Un tamalito con salsa lizano en una tarde fresca, con café o con cerveza y una platica con amigos! Qué genial!

    ResponderEliminar
  20. Aunque sea te invito a una tamaleada virtual, para que no te nos achiciopales!

    ResponderEliminar
  21. te comprendo, yo me moriría sin probar cada navidad los tamales de mi abuela materna!

    son deliciosos! son tanafalkjsdlashffsadfh (deliciosos)...

    regalos por aquí, regalos por allá... siempre es complicado regalar...

    pensándolo bien, quizá una tamaleada virtual no sea mala idea... PERO QUE LA HAGA MI ABUELA! en serio que son muy buenos los tamales esos...

    ResponderEliminar
  22. Jelouuu ya volví de las vacaciones, decirte que ODIO las Navidades, me parecen unas fiestas llenas de penitas y de acordarte hasta de la hormiga del parque, como mucho y me pongo gorda, me gasto todo lo ahorrado y paso frío... anda y que le den a las Navidades, y eso que andurreo rodeada de toda la famili.. en mi casa huele a dulces, pavo, ensaladilla, gambas, langostas... mezcla de todo, el caso es cebarnos jajaj besos y no añores mas ni menos que el resto de días!!

    ResponderEliminar
  23. Gracias!!!! Y comeremos tamal virtual con Amorexia...jejeje..Un abrazo

    ResponderEliminar
  24. AGATA: yo creo que la Navidad en mi familia suele ser más o menos triste por lo mismo, mi abuelo se murió un 23 de diciembre. Lo de los tamales, la receta varía según el país. Un día de estos cuelgo la versión de Costa Rica.

    CELES: ni me lo digas... ya estoy sufriendo :-P

    JESSIKA: ah... es que esta Navidad para tí será hermosa!

    AIDA: mmmmm... bueno, lo de sin la familia te aviso de un vez que es raro y duro y difícil, pero trata de verle el lado hermoso y positivo!

    SUPERFLICKA: es que son fastidiosas, nena, lo son! Y sí, los cotilleos familiares y eso... qué perezaaaaaa

    MUJER DE MAIZ: yo todavía me niego a aprender... me gusta que los haga mi mamá. Y sí, da cosilla, pero lo llevo más o menos bien.

    CAPITAN MELCOCHA: uy, en leña quedan de morirse de ricos. Qué bonito.

    CRISMAR: no sé qué es la hallaca, pero antes de Navidad pondré la receta y ya me dirás tú!

    ANALÚ: mmmm... no voy, pero ALGUNA navidad de ALGUN momento de mi vida estaré por allá y cobraré el ofrecimiento.

    AMOREXIA: uy, qué hambre me entró... mmm... o con escabeche, me encantan los tamales con escabeche...

    MELEOBRO: jajajaja, pues tu abuela debe tener buena mano, que hasta la virtual la tendría que hacer ella!

    MARISA: jajajajajajajaja... lo de "como mucho y me pongo gorda" es una verdad como una casa. :-P

    HEROE: sale y vale!

    ResponderEliminar
  25. En Venezuela huele a Hallacas, que es algo muy parecido al Tamal (creo) besos! :)

    ResponderEliminar
  26. Tamales, que ricos....me gusta mucho la comida de Suramérica, como mi marido es colombiano yo esta navidad comeré sancocho, y carnecita picante, y dulce de guayaba.
    Lo emjor de la navidad para mi , la comida, la buena comida, los dulces, las reuniones en casita con la gente que quieres, lo peor ? pensar que vas a regalar cuando el que te toca no es del todo de tu gusto, jajajaj
    Ánimo, ya se te ocurrirá algo..

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...