lunes, diciembre 18, 2006

Devaneo y fuga.


No basta el abrazo (aunque alivie) cuando una se siente más desamparada que un pollito en medio de un aguacero tropical. Me están saliendo uñas larguísimas y me parece que empiezo a tener la piel un tanto verde… ¡por favor, que alguien adelante el reloj, que sea de una sola vez enero, febrero, cualquier mes menos evidente en ausencias!

Este año, Santa, no quiero nada. ¿Me oíste? Y si te da por llamarme caprichosa o malcriada tené cuidado, que para insultos soy yo la que tengo la cachimba llena. Vos tampoco, Niñito Dios, que sabés que aún queda tela por cortar y explicaciones que darme. Sí, sí, no niego las bendiciones del 2006, pero dejaste algunos detalles sin atender y ya ves… se me sueltan las lágrimas con demasiada facilidad. Y es tu culpa, sí señorito sin nacer, si no de quién. A mí me enseñaron en el catecismo... ¿te aburro, Niñito? Bueno, bueno, otro día lo hablaremos.

Ah, renegando de mi tendencia grinchística tengo mi arbolito y es hermoso, mi primer arbolito "mío", no de "mi casa", me siento a mirarlo como tonta y sí, me logra sacar sonrisas. Pero hay tantos cosas que tendría que sustituir que el pobre se queda manco, cojo e inmóvil sin saber qué decirme. Creo que no solo a él le pasa, digo, eso de no saber qué más decirme.

Mi problema es que sigo creyendo en la magia. Lo admito: los árboles de Navidad no hablan… ya sé… aquí solo habla Soledad: no puedo echarla a la calle justo en estas épocas, hace frío y sé que hay pocas casas dónde ir.

En fin.

Devaneo, fuga.

C’est tout.

8 comentarios:

  1. Anonymous6:28 p. m.

    Me gusta que haya gente como tu, que todavái cree qne la magia.
    Fanma

    ResponderEliminar
  2. Denise, que agüevado vivir en un mundo tan cuadrado, la magia lo deforma -en buena forma- y es en cierta forma lo que me mantiene flotando.

    ResponderEliminar
  3. ay Denise...
    que te puedo decir si estamos igual, además de que no veo la "P" hora en que sea enero o febrero también.
    Muchos abrazos!!

    ResponderEliminar
  4. Me siento como el pobre arbolito, que no sabe qué decir...

    Afortunadamente, las fiestas se van rápido, y los meses "normales" llegarán pronto.

    Yo empecé Grinch a la décima potencia, pero se me ha ido pasando...tal vez porque me hace mucha ilusión ir con Andrea a visitarte! ;-)

    Un abrazo y que vengan días mejores

    ResponderEliminar
  5. Si de algo sirve, Costa Rica en este momento es una gran masa de autos haciendo fila para entrar a centros comerciales y las calles de Chepe están llenas de confeti, al igual que el piso de TODOS los buses. Bah, humbug.

    ResponderEliminar
  6. Te deje una invitacion en mi blog por si queres seguir la cadena.
    Feliz Navidad y que el año que esperamos no nos agarre tan de malas, jajajaja.
    Abrazos

    ResponderEliminar
  7. FANMA: a veces más de lo que debería, jiji, pero bueno: el árbol NO habla, aunque yo crea que me dirá algo un día de estos. No sé si creer en imposibles es "creer en la magia" o estar un poco pirada...

    LITERÓFILO: bueno, a mí me mantiene flotando... a veces lo que pasa es que miro hacia abajo, y veo que de tanto flotar estoy demasiado lejos del suelo. Si me caigo... imaginate el guevazo!

    MÁRMOL: ¡enero, enero, enero! Ya casi llega, aunque pienso que tampoco es garantía de nada :-P Ya el encargo está hecho, viste?

    MURASAKI: estás excusada :-) ya me van a hacer compañía unos días y eso me suena genial, más después del susto de lo Caca Madrid/ Air Cadrid!

    SARDINA: jajajaj, qué mal toque eso del confeti... sí, es una pequeña patrañita para que la gente se crea más feliz. En fin. Eso, eso, humbug!

    ResponderEliminar
  8. Consejo: Haz lo que yo... detesto el materialismo y metalización de estas fechas! pero... me alejo de todo, busco un rincón tranquilo para lamerme las heridas y sueño por días, al despertar la paso con las personas mas importantes de mi vida, mi hija y mi esposa... y al final todo pasa... ya no hay desmadre con disfras de fiesta y alegria, ya no hay centros comerciales infestados de lunaticos enajenados... recuerdo que la navidad es lo que es y no me como lo que dice la publicidad, aprovecha el tiempo libre y no caigas en la rutina de esperar a los "meses normales" por temor a las espectativas, sin ellas y sin riesgo... no habría nada para escribir.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...